Pitón Birmana

Pitón Birmana

Pitón Birmana

Python bivittatus

Es una de las serpientes pitón más reconocidas. Su longitud y grosor las hace impresionantes a la vista, dando la apariencia de ser muy agresiva y peligrosa, pero esto no es así. Aunque muchos la clasifican dentro de la familia Boidae, otros las toman en cuenta como una familia aparte denominada Pythonidae. Conozcamos más sobre ella.

Anatomía

Al escuchar la palabra pitón tal vez lo primero que pensamos es en enormidad, gran longitud o un grosor corporal impresionante; esto es verdad. Las pitones birmanas son poseedoras de una anatomía musculosa que les permite ser capaces de sobrevivir en su hábitat y mostrarse como excelentes depredadoras.

En estado natural llegan a crecer hasta 4.0 m de longitud, siendo las hembras las de mayor tamaño.

En estado natural llegan a crecer hasta 4.0 m de longitud, con un promedio de 3.7  m, siendo las hembras las de mayor tamaño. Se han hallado muy pocos individuos con poco más de 5 metros de largo. Los adultos pesan alrededor de 90 kilos.

Su piel es hermosa. Presenta distintas tonalidades de marrones y una serie de manchas irregulares y de forma indefinida que se distribuyen de la cabeza a la cola. Manchas cafés con bordes más oscuros, sobre un fondo mucho más claro, caracteriza a este tipo de pitón.

No tienen colmillos como las serpientes venenosas, sino que poseen dientes curvos orientados hacia atrás que sirven como ganchos para sostener a la presa y evitar que escape.

Información sobre la serpiente pitón de Birmania

Pitón Birmana – Python bivittatus

Hábitat y distribución

Es originaria de Asia. Abarca países como la India, Nepal, Indonesia, China, pero sus poblaciones se mantienen muy fragmentadas y han desaparecido de algunas regiones cercanas.

Se han introducido en el sur de la Florida ocasionando problemas para la fauna nativa.

Debido al comercio de mascotas, se han introducido en el sur de la Florida ocasionando problemas para la fauna nativa, ya que la depredación de las pitones birmanas hacia algunas especies ha disminuido considerablemente sus números.

Permanecen cerca de cuerpos de agua y por lo tanto, son excelentes nadadoras. Se localizan en pantanos, pastizales, colinas rocosas, bosques, entornos con ríos y selvas y marismas. Son muy buenos escaladores y la cola prensil que poseen permite que se muevan entre los árboles con facilidad.

Alimentación

Son carnívoros como todas las serpientes y dentro de su dieta incluyen a una variedad de animales de diferentes clases taxonómicas, como por ejemplo mamíferos, reptiles y aves, entre los que se encuentran cerdos, conejos, ratones, aves de corral, lagartos, conejos y cabras, entre otros.

Matan por constricción asfixiando a su presa con su poderosa musculatura. Después de ingerir una presa de tamaño considerable, permanecen en reposo para llevar a cabo la digestión.

Reproducción

Ambos sexos están listos para la reproducción cuando tienen alrededor de 2.0 – 2.7 m de longitud. Las hembras depositan hasta 100 huevos, pero el promedio es de 35 y se enrollan alrededor de ellos para protegerlos y darles calor hasta que eclosionan.

El desarrollo de las crías puede llevar dos meses o un poco más y nacen de 30 a 46 cm de largo. Desde que nacen se valen por sí mismos y consiguen a sus presas por medio de sus sentidos.

Amenazas

Está clasificada como especie Vulnerable por la UICN.

Está clasificada como especie Vulnerable por la UICN (Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza) debido al comercio ilegal y a la explotación de su piel para la fabricación de artículos de uso humano, como calzado, bolsos, cinturones, instrumentos musicales, etc.

El consumo de vino y sangre de serpiente es una costumbre en ciertos países asiáticos, situación que mantiene en alerta a los grupos de conservación.

Ser una serpiente muy poderosa y llamativa visualmente, tal parece que es el principal motivo por el cual se vea amenazada. Poseer algún artículo de una pitón birmana es para muchos algo único y sofisticado.